Difunden medidas para evitar picaduras de alacranes

0
619

Debido a los casos que se presentaron en el país relacionados con la picadura de alacranes, el Departamento de Medicina Preventiva de Pilar lanzó una serie de recomendaciones ante la presencia de estas especies que despiertan de su letargo durante esta época del año.
En el país existen más de 16 variedades de escorpiones. No todos son nocivos para el hombre. Las más frecuentes son los llamados bothriurus bonaerensis, de color marrón oscuro, con tenazas amplias y cortas y en su cola presenta un solo aguijón que al picar produce una irritación en la zona y dolor en la zona de la picadura.

También es común la aparición de los tityus tribattatus, que son venenosos, de color miel, alargados, con pinzas finas y en la cola tienen dos espículas.  El veneno no solo actúa a nivel local sino también en el sistema nervioso, provocando lesiones a nivel local como calor, enrojecimientos y dolor en la zona de la picadura. También pueden aparecer dolor muscular y articular, visión borrosa, sudoración, aumento de lagrimeo y de salivación y crisis de estornudos, sobre todo en niños. Los síntomas de envenenamiento son náuseas, vómitos y dolor abdominal.

Su hábitat es urbano, prefiere los sitios oscuros y húmedos como grietas en las paredes, depósitos de los objetos en desuso (chatarras), maderas y rejillas de desagüe. En los hogares habitan bajo los zócalos, revestimientos de paredes o pisos, y pueden hallarse dentro de los calzados, por ese motivo, es conveniente revisarlos antes de usarlos.

Está descripto que la peligrosidad del veneno depende de varios factores siendo el principal la especie. También influye la edad y el tamaño del escorpión, la época del año, cantidad de veneno inyectado, lugar de la picadura y características de la víctima.


¿Qué hacer ante una picadura?

Se aconseja llevar el  paciente a la guardia del hospital más cercano para poder realizar el tratamiento correspondiente y en lo posible llevar el escorpión, (dentro de un frasco de vidrio, bien tapado y con pequeñas perforaciones en su tapa).
Si no se cuenta con el insecto, el paciente debe permanecer en observación entre 3 y 6 horas en la cual se le aplicará la vacuna antitetánica de ser necesario y de requerirlo también antihistamínicos y corticoides, según criterio médico.
NO hacer cortes en el lugar de la picadura, ni en ningún otro lado.
NO cauterizar o quemar la zona afectada.
NO realizar ligaduras en el miembro lesionado.
NO correr  porque de esta manera se favorece la distribución del veneno en el cuerpo.
Recomendaciones
La mayoría de los insecticidas hogareños no tiene efectividad ya que necesitan un contacto directo con el ejemplar. Son sensibles a algunos insecticidas en polvo o aerosoles a base de compuestos que pueden ser muy tóxicos para las personas. Por eso la mejor medida es evitar que ingresen al domicilio o que se reproduzcan en el mismo.
Usar guantes y zapatillas o botas, al remover maderas estacionadas o chatarras.
Colocar tela metálica en las rejillas del baño,
Tapar los orificios de bañeras y piletas.
También en los lugares donde se han encontrado ejemplares, evitar el calzarse descuidadamente o tomar objetos donde pudieran hallarse los mismos.
Para más información, comunicarse con:
Medicina Preventiva: 02320-403440
Dirección de Zoonosis: 0230- 4430881
Hospital Sanguinetti: 0230-4669265
Hospital Federico Falcón: 02320-401000
En el Hospital Posadas (línea gratuita 0800-333-0160) se cuenta con el suero específico para picaduras por Tityus Tribattatus.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here