Los héroes de la Pandemia: Asociación Solidaria 8 de Diciembre 

0
284
Elecciones 2019

Fueron muchas las personas que se vieron afectadas ante la llegada del COVID-19. En tiempos de aislamiento estricto, donde no se sabía qué era lo que iba a suceder y la incertidumbre era cada vez mayor, aparecieron personas dispuestas a ayudar. Este es el caso de la Asociación Solidaria 8 de Diciembre que nació de la iniciativa de Lucas Mansilla y Alberto Silva de Presidente Derqui, a la cual se fueron sumando vecinos para colaborar. 

Un mes antes de que comience la pandemia comenzaron proyectando películas en los merenderos de la zona. “Al ir a los comedores empezamos a ver una realidad que por ahí te la cuentan, pero una cosa es que te la cuenten y otra es verla”, indicó Silva en diálogo con Pilar Hoy Noticias

Luego de que se decretó el aislamiento social, preventivo y obligatorio en marzo del año pasado, la asociación tomó la decisión de comenzar a hacer ollas populares fijas y móviles para ayudar a los vecinos de Derqui. “Hacíamos los martes olla popular y después los sábados hacíamos una olla móvil y recorríamos los barrios”, expresó Lucas Mansilla. Al principio, el grupo ayudaba brindando mercadería con la colaboración de los comerciantes de la zona. 

Con la pandemia, la situación económica fue empeorando, por lo que tuvieron que comenzar a cocinar. Luego, cargaban su camioneta y distribuían la comida por los barrios. A partir de allí, cada vez más vecinos se iban sumando y empezaron a cocinar en sus casas para ayudar. “Llegamos a tener 25 ollas por semana”, afirmó Mansilla a Pilar Hoy Noticias. Además, algo que ayudó a la difusión del grupo fueron las redes sociales. 

De esta manera, la Asociación Solidaria 8 de Diciembre, en épocas de cuarentena estricta, recibía una larga fila de vecinos esperando para llevar su comida. Alberto Silva cuenta que se encontró con “gente que yo jamás me imaginé que la iba a ver en una fila”, debido a la difícil situación económica que se estaba atravesando. A medida que el aislamiento se fue haciendo cada vez más extenso, las filas se iban incrementando. Es por esto que el grupo también recibió ayuda de otras asociaciones como la Red de Costureras Solidarias de Pilar, que les donaron barbijos  no solo para los vecinos, sino también, para los voluntarios. 

Actualmente, la asociación cuenta con 50 voluntarios. En declaraciones a Pilar Hoy Noticias, Silva, indicó que fueron cerrando varias ollas: “Nos pasó que empezó a sobrar comida, mucha gente ya no iba”. Siguen teniendo ollas abiertas en algunos barrios pero además tienen otras actividades. Los martes, se dirigen hacia el Mercado Central de Buenos Aires a buscar verduras y reparten bolsas  por todo el barrio. Además, Solidagro Asociación Civil los ayuda donando frutas y verduras para repartir en los merenderos y ollas de la zona. También, tienen su propia biblioteca móvil y trabajan conjuntamente con Qué Reciclo, quienes se encargan del reciclado de informática y electrónica, la Asociación Solidaria 8 de Diciembre realiza la logística y retiran las computadoras, celulares, equipos de sonido y  televisores en desuso para reciclarlos y reutilizarlos.

Además, tienen programado para las próximas semanas ayudar a la ONG Techo, quienes se dedican a construir viviendas de emergencia, la Asociación cocinará tanto para los voluntarios como para los dueños de las casas y visitarán el Hogar del Milagro, en Pilar, con el fin de pasar el día con los niños y llevarles juguetes. 

Finalmente, Alberto Silva hizo hincapié en los voluntarios: “Tenemos que agradecer a los voluntarios que tenemos porque son de fierro, nunca te dicen que no”. Además, agregó que “lo mucho o poco que se logró fue gracias a su ayuda”.